Hacer clientes felices y satisfechos que nos pagan de forma reiterada, rentable y que incluso nos envían nuevos clientes, es el objetivo de todo negocio, ya se trate de empresas que venden productos o servicios, modelos de negocios online, tecnológicos o tradicionales. También las organizaciones sin ánimo de lucro quieren hacer clientes felices.

El objetivo principal para tu negocio debe ser “fabricar” clientes felices

Debes centrarte en tus clientes, en cómo solucionar sus problemas, validar tu modelo de negocio y hacerles una oferta “que no puedan rechazar”.

Como emprendedor tienes que desarrollar un modelo de negocio que funcione, y la mejor forma de demostrarlo es materializar ventas y “fabricar” clientes felices y satisfechos. Si lo consigues, habrás dado un paso de gigante en tu proyecto.

Entramos en el núcleo central para llegar a construir un negocio personal, pero antes te quiero comentar estos tres puntos:

  • Se trata de tener un mapa mental, una guía con los fundamentos, pero ten en cuenta que la formación y el conocimiento que necesitas para crear un negocio, no se puede escribir en unas pocas páginas.
  • Antes de iniciar un negocio e invertir tiempo, dinero y esfuerzo en desarrollar un producto o servicio, deberías tener un modelo de negocio validado y haber sido capaz de describir las bases sobre las que vas a crear, proporcionar y captar valor de tus clientes. Si sigues esta guía, evitarás problemas y mantendrás tu capital más seguro.
  • Nos basamos en la metodología “lean startup”, que se adapta mejor al desarrollo de nuevos negocios y que ha creado una forma de gestionar basada en procesos que podemos utilizar con cualquier tipo de proyecto emprendedor

Si no sabes describir lo que estás haciendo como un proceso, no sabes lo que estás haciendo (Edward Deming)

Estas son las tres etapas para crear y validar tu producto /servicio:

  • Encaje problema solución: ¿hay un problema que valga la pena resolver?
  • Encaje producto mercado: ¿he construido algo que la gente quiere y paga por ello?
  • Escalar: ¿cómo hago para hacer crecer mi negocio?

 

Construir algo que tus clientes quieren

 

En los dos primero puntos nos centramos sobre todo en aprender de los clientes y en validar las hipótesis de nuestro modelo, hasta que creamos algo que funciona y que quieren nuestros clientes porque están dispuestos a pagar por ello. Y para ello nos organizamos como una startup.

Una vez validado el modelo de negocio con ventas a clientes, es el momento de crear una empresa formal organizada por procesos y posiblemente empezar a buscar fuentes de financiación externa. Pero eso lo dejamos para otro post..

 

Gracias por leer, comentar y compartir

 

emprende y vive

Únete al grupo

Suscríbete gratis a nuestra newsletter y recibe información de las novedades de Emprende y Vive

100% libre de spam

Te has registrado con éxito